Talents United

English Español

Mi exmujer vino a verme hace un par de noches. Yo estaba tomando una cerveza mientras veía el partido. Estaba lloviendo mucho, y cuando abrí la puerta de casa ella entró sacudiendo el paraguas, y sacudiéndose a si misma, mojó la alfombra y me mojó a mí la camisa. Me pasé la mano por el pecho, y ella dijo:

_Perdona.
_No pasa nada_contesté.
_Perdona por haber venido sin avisar, no por haberte mojado_ añadió.

¿Y por qué has venido, si se puede saber? Pensé, súbitamente exasperado, pero no lo dije, aunque ella supo que lo había pensado. Sabe muchas cosas de mí, demasiadas, a veces me irrita pensar que ya no estamos juntos, pero que aún así ella va por la vida sabiendo esos secretos sobre mí, aunque quizá no debería llamarlos secretos sino verdades, todas mis verdades, porque lo inconfesable es, ante todo, rigurosamente cierto. (sigue en archivo)

  • Por Isabel
  • Etiquetas: Cuento, literatura, relato breve

  • 1301 visitas
En esta versión aún no se permite compartir en redes sociales!
Por favor, espera 24 horas antes de volver a pulsar ¡Me gusta! en este proyecto

El momento exacto

Para dejar tus comentarios debes estar registrado en Talents United.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de Cookies.

Aceptar